Gilda (y sus mejillones)

Suena la alarma, trato de seguir durmiendo un poco, un peso se remueve encima de mí, de pronto siento un cosquilleo a un lado de mi cabeza, algo se mueve alrededor de mí, abro los ojos y me encuentro dos ojos grandes y brillantes mirándome fijamente, con orejas puntiagudas, con bigotes blancos, los cuales se acercan y me cosquillean olfateándome, es Gilda, mi gatita.

Así me despierto prácticamente cada día, con sus dos grandes ojos esperando y deseando que me decida a levantarme, quizás mi descripción parezca más de una película de terror, pero os puedo asegurar que es lo más tierno y motivador que una persona que tiene animales en casa puede desear, que su compañero peludo le pida levantarse para empezar el día. Gilda lo hace por los mejillones, aparte del pienso para gatos siempre tiene disponible, y del agua fresca de su fuente, ha conocido los placeres que le revierte comer mejillones y berberechos cocidos, siempre tengo mejillones cocidos congelados, es un aporte extra de vitaminas, proteínas y todas esas cosas que necesitan los gatos, es comida gourmet, si vas a una tienda de animales especializada tienen latitas con atún y mejillones, yo prefiero comprar los mejillones y descongelarlos, y a ella le encantan, se los troceo y se los doy, ella es feliz y yo también, como cuando viene cuando estoy sentada en el sofá o en la cama y busca acurrucarse entre mis piernas, o cuando me mordisquea las manos y los pies porque desea y necesita jugar…

Las personas que nunca han tenido un peludo en casa, nunca se imaginaran hasta tenerlo la responsabilidad, el cariño y la salud que aporta su compañía, no sé quién ha hecho más bien si ella a mí o yo a ella, desde luego que yo la cuido y la protejo, pero el apoyo emocional que proporcionan no es comparable con nada que se pague con dinero, quizás ella no lo sepa, o quizás sí, siempre tengo la sensación de que me entiende bastante más de lo que hace ver, le pregunto ¿Gilda, quién hay dentro de ti? A veces me mira, otras que me ignora, y en el peor de los casos me da con su patita, yo creo que es para despistar, porque ahí donde la veis, Gilda, tiene mucho carácter, es pequeña pero con garbo.

¡Muchas gracias por leer!

@chispainquieta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s